Inspiración

Una mini práctica que detendrá las críticas domésticas.

Cómo reconocer tus virtudes y dejar de practicar la autoflagelación.

Nos inspira culpabilidad, lo compara con otras personas que no están a nuestro favor, regaña y ridiculiza por el más mínimo fracaso. "¿Quién es este misterioso acusador y cómo se atreve?" - Muchos protestarán.

Una reacción clara a los juicios de otras personas. Pero todo cambia cuando descubres que este misterioso acusador es un crítico interno que se sienta tan firmemente en el alma que simplemente no lo notamos.

Pero, ¿cómo se puede reducir la influencia negativa de la autocrítica y construir la actitud correcta hacia ella? Considera este artículo.

¿De dónde vino esta voz edificante?

El crítico interno es nativo del pasado: infancia, adolescencia, trabajo anterior, etc. Esta es nuestra experiencia negativa, que se formó como resultado de los juicios de valor de los padres, maestros, el jefe, etc.

Escuche cuando un crítico interno se ponga manos a la obra. ¿De quién es esta voz: mamá, papá, abuela, maestra formidable? ¿O una antigua persona amada que abandonó, acusándolo de todos los fracasos y errores?

"Bueno, ¿qué tipo de garabatos? Haz otra cosa, no te convertirás en artista. ¡Pero Natasha sí puede!" - dice la madre de su colegiala, hija, que se esforzó tanto por complacer a su persona más cercana. Sí, sí, lo más frecuente es que las personas cercanas y autorizadas influyan en la formación de experiencias negativas con sus calificaciones y comparaciones.

A veces las voces críticas de los seres queridos nos consuelan, nos llevan de vuelta a los tiempos antiguos, asociados con los seres queridos. Es necesario comprender que los pensamientos y comentarios de personas que nos son queridas son solo parte del pasado. Para que los juicios de otras personas no se conviertan en propios, debes prestarles atención.

¿Cómo distinguir la dependencia de las calificaciones de otras personas?

La autoflagelación constante es la forma incorrecta de lidiar con los defectos. Este es un círculo vicioso que no resolverá el problema, sino que fortalecerá la sensación de bancarrota.

Especialistas de la Universidad de Liverpool realizaron un estudio en el que participaron unas 33 mil personas de 172 países. En el transcurso del experimento, se reveló que la reflexión constante sobre los fracasos y la obsesión con la propia experiencia negativa aumenta significativamente el riesgo de depresión, trastornos de ansiedad y enfermedad mental.

El enfoque de la atención plena (la práctica de la atención plena) le permite ver la dependencia de las evaluaciones de otras personas y la tendencia a sus conclusiones críticas. Podemos aprender a notar y eliminar a tiempo los efectos destructivos de las actitudes negativas que causan sufrimiento. ¿Qué se necesita para esto? Haz amigos con tu voz interior, conviértela en tu compañera.

Cuando trabaje con un crítico, notará la rapidez con la que asume las posiciones, incluso cuando sucede algo positivo. Por ejemplo, si alguien es amigable con usted, la voz interior comienza a debilitarse: "Si supieran todas sus imperfecciones, hace mucho tiempo dejarían de comunicarse con usted". Afortunadamente, las herramientas de este enfoque ayudan a neutralizar el impacto negativo de las críticas dentro de nosotros.

Mini práctica: de vuelta a nuestros méritos

¿Has notado que la autoflagelación te cubre? Prueba este simple ejercicio:

  1. Siéntate y toma una posición cómoda, cierra los ojos. Inhala conscientemente y exhala varias veces.
  2. Recuerda algo positivo y bueno que hiciste recientemente: escucharon a alguien, ayudaron, respondieron con gratitud, superaron la emoción y la ira en el momento crucial.
  3. Piensa en la calidad, una habilidad que valoras en ti mismo.
  4. Si la autocrítica no te deja ir, da por sentado que todos luchan por la felicidad. Y tienes un deseo de ser feliz.
  5. Concéntrese en sus sentimientos, sentimientos, pensamientos que surgieron durante la práctica.

Este ejercicio ayudará a cambiar su atención y recordar amabilidad. Un recuerdo consciente de algo brillante es un puente sobre el cual te diriges a un espacio de participación solidaria. Alojarse en este espacio fortalece la autoconfianza, lo llena de energía para avanzar.

Entradas Populares

Categoría Inspiración, Artículo Siguiente